Economía | UIA | Industria | Gobierno

La UIA pidió diálogo y cuestionó el cepo a las exportaciones de carne

El presidente de la Unión Industrial Argentina instó a que se resuelvan las "tensiones que amenazan la continuidad" de la industria cárnica

El presidente de la Unión Industrial Argentina, Daniel Funes de Rioja, destacó hoy la voluntad de "diálogo" de la entidad con el Gobierno y pidió que se resuelvan las "tensiones que amenazan la continuidad" de la industria de la carne, en medio de la extensión del cepo para exportar.

El también titular de la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (COPAL) se expresó así durante la celebración del Día de la Industria, en la que se notaron las ausencias de funcionarios de primera línea.

En una ronda de prensa en la que participó la agencia NA, aseguró: "Estamos absolutamente convencidos de nuestro protagonismo y nuestra responsabilidad de protagonismo".

Al manifestar su preocupación por las limitaciones para exportar carne, Funes de Rioja pidió "diálogo" entre el Gobierno y los representantes del rubro para "resolver tensiones que amenazan la continuidad del sector".

https://twitter.com/UIAcomunicacion/status/1433469649820192775

"Desde el punto de vista de la industria frigorífica, tenemos que encontrar soluciones por consenso", puntualizó el empresario, al tiempo que insistió en que se debe buscar en común los caminos posibles".

Tras los cruces con el Gobierno, el empresario aseguró que la UIA tiene "vocación de diálogo" y enfatizó: "Lo que nos une es una política industrial para todos".

"Sin industria no hay nación", manifestó Funes de Rioja, quien además afirmó que se debe apuntar al "desarrollo sustentable con inclusión productiva y una visión federal que permita la inclusión de quienes hoy están afuera del mercado de trabajo, que nos permita atender el mercado interno y exportar".

Además, se refirió al "desafío de la recuperación" y puntualizó que apunta a que "la Argentina tenga a la industria como protagonista en cada uno de sus logros".

El titular de la UIA resaltó que quiere un país "de inversión, agregación de valor, de empleo, que exporte productos y promueva la inversión privada".

A su vez, destacó la importancia de que se pueda "generar empleo formal" y sostuvo que se atraviesa una "etapa más optimista" por el avance de la vacunación.

Ante representantes del ámbito gremial y el Gobierno, remarcó que le "duele el empleo en negro".

La ausencia del Presidente

A pesar de haber sido invitados, no concurrieron ni el Presidente ni el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, al encuentro realizado en la planta de Cerámica Alberdi.

Tampoco asistió el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, que estaba confirmado, pero cuestiones de "agenda presidencial" le impidieron participar.

De ese modo, acompañado por la secretaria de Comercio Interior, Paula Español, el encargado de exponer frente a los representantes de la poderosa central fabril fue el secretario de Industria, Economía del Conocimiento y Gestión Comercial Externa, Ariel Schale.

El titular de la UIA fue consultado respecto de la escasa presencia por parte del Gobierno y la ausencia del presidente Alberto Fernández, a pesar de que recibió la invitación para presenciar el evento semanas atrás, y evaluó: "Sé que la fecha es de campaña, pero el 2 de septiembre es el 2 de septiembre".

"Si cambiáramos la fecha del Día de la Industria por cuestiones políticas, nos estaríamos equivocando frente a nosotros mismos", explicó.

"Espero que tengamos la posibilidad de dialogar. Vinieron funcionarios a quienes respetamos profundamente y tuvimos un diálogo abierto", destacó.

De esa manera, reconoció: "Es obvio que uno querría que el Presidente estuviera al igual que el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas. Los esperamos para la conferencia industrial".

"No hago lecturas políticas porque no me corresponden", aclaró el empresario.

Dejá tu comentario